Juan Huertas
Creatividad, comunicación y otras perversiones
unainciertamirada.001.png

BLOG

Un blog sobre comunicación, creatividad, publicidad y otras perversiones.

El empeño de Microsoft contra Google

Titular chocantísimo, ¿verdad? Ahora te lo explico.

¡Los chicos del Gold & Silver Pawn de Las Vegas están que no paran! Si el otro día veíamos a Rick Harrison y Chumlee participar en el vídeo de la canción de Bob Dylan “Like a Rolling Stone”, hoy tenemos como protagonistas absolutos a Rick y a su padre en este spot de la campaña “Scroogled” de Microsoft.

No nos fijaremos en esa realización de todo a cien que no es capaz de recrear el ambiente y el dinamismo del docureality “La Casa de Empeños”. Ni siquiera vamos a entrar a valorar el guión infantiloide que leen los protagonistas. Quedémonos en con su esencia: “Scroogled” es una campaña de Microsoft dedicada a zurrar a Google. Comenzaron centrándose en el hecho de que Google invade nuestra privacidad para vender nuestros datos, intentando atacar la percepción buenrollista que la gente tiene del gigante californiano, fundamentada básicamente en su buscador, en que nos regala sus programas y en que por si lo anterior fuese poco, sus cacharros suelen tener un precio bastante más accesible que el cacharro de referencia del sector.

en-INTL_PDP_Scroogled_Keep_Calm_Tshirt_Large.jpg

Por eso no es de extrañar que el siguiente paso de la campaña los de Redmon haya sido ir a cuchillo a por los cacharros de Google, en concreto el Chromebook.

Tan clara tiene la estrategia Microsoft que incluso han abierto una tienda para vender merchand anti Google. Sí, como lo estás leyendo. No solo hacen campañas que atacan a su competencia si no que venden productos que utilizan el logo de su némesis.

Y yo me pregunto: ¿Ha pasado algo? ¿Ha habido algún cataclismo? ¿Google ha pedido la pena de muerte para Microsoft?

La respuesta evidentemente es no. En Estados Unidos no solo puedes decir lo bueno de tu producto, si no que también puedes remarcar lo malo de la competencia. Esto, además de abrir un maravilloso mundo de posibilidades a los creativos, proporciona una valiosa información al consumidor. Porque todo esto se trata de que él o ella sea capaz de elegir la mejor opción del mercado, ¿verdad?

Y mientras tanto en España hipócritamente nos la seguimos cogiendo con papel de fumar, salvaguardando el ranciamente entendido concepto del honor de las marcas. 

Juan HuertasComment