Juan Huertas
Creatividad, comunicación y otras perversiones
unainciertamirada.001.png

BLOG

Un blog sobre comunicación, creatividad, publicidad y otras perversiones.

La guerra de los mundos fue la de los medios

5552.jpg

Posiblemente lo hayas oído mil veces. "La Guerra de los Mundos", la adaptación radiofónica de la obra de H.G. Wells que dirigió Orson Wells conmocionó a la sociedad estadounidense en 1938. Muchas de las personas que no llegaron a escuchar la introducción del programa pero sí el resto de la emisión creyeron que realmente los marcianos habían llegado a las calles de Nueva York y Nueva Jersey.  

Se desató una indignación social tal por ola de pánico que el programa provocó que Wells y la CBS tuvieron que pedir públicas disculpas. Todo quedó como una de las mayores muestras del pernicioso poder que pueden alcanzar los medios de comunicación de masas y de su capacidad de manipulación. ¡Si nos pueden hacer creer que los marcianos atacan a la tierra, de qué no serán capaces!  

Sí, lo has oído mil veces., pero por muchas veces que te cuenten una cosa no quiere decir que sea verdad. Es otra perniciosa muestra del poder de los medios, pero no la que nos quisieron hacer creer. 

En este interesante artículo Al Jefferson Pooley y Michael Socolow nos muestran la realidad: no se generó pánico social, el programa de la CBS tuvo mucha menos audiencia de la que se pensó y, sobre todo, todo sirvió como excusa para que los medios impresos cargasen sobre ese otro medio que les robaba una creciente porción de la tarta publicitaria: la radio.

Al final todo el embrollo ha llegado a nuestros días porque a mucha gente le benefició: los periódicos tuvieron carnaza durante un par de días, la CBS tuvo una buena muestra de su poder de convicción que enseñar a los anunciantes, muchos pudieron decir eso de "yo lo viví" aunque fuese mentira...    

Lo único cierto es que "La Guerra de los Mundos" se convirtió en un mito de la cultura popular y en un caso estudiado en universidades de todo el mundo que a día de hoy sigue suscitando debate y admiración por el talento de Orson Welles. Y es que, como reza uno de los aforismos más famosos del mundo periodístico "que la realidad no te estropee una buena noticia". 

 

Juan HuertasComment